La mayor parte de los turistas extranjeros que llegaron a Valencia el pasado año viajaron en líneas aéreas de bajo coste, ya que operan con la práctica totalidad de los sesenta destinos europeos con los que está conectado el aeropuerto de Manises.

Así se desprende del estudio realizado por la Comisión de Turismo de la Cámara de Comercio, en colaboración con el Ayuntamiento de Valencia, sobre el perfil del turista en el aeropuerto de Valencia durante el pasado ejercicio 2007.

El objetivo de este estudio, que ha sido presentado por el director de Turismo Valencia, José Salinas, acompañado por el concejal de Grandes Proyectos en el Ayuntamiento de Valencia, Alfonso Grau, y el presidente de la Federación de Hosteleros de Valencia, Juan Carlos Gilabert, es “poder tomar decisiones estratégicas y de comercialización”.

Los datos, obtenidos sobre una base de 1.200 entrevistas realizadas, revela que de los seis millones de viajeros que pasaron por el aeropuerto en 2007, la mitad de los movimientos fueron llegadas, de las 1,7 millones procedían de fuera de España.

El 61% de los viajes que se realizaron a Valencia con compañías aéreas de bajo coste tuvieron como motivo el turismo de ocio, mientas que de los que se efectuaron mediante aerolíneas tradicionales, el 40% fueron viajes de negocios.

Salinas ha destacado que la capital valenciana “se presenta como primer destino” visitado por los viajeros que llegaron al aeropuerto de Manises el pasado año, con un porcentaje del 76%, para los usuarios de líneas tradicionales y un 81% para los que viajaron con líneas de bajo coste.

Como canal de contratación para el viaje, el 60% de los pasajeros de líneas tradicionales utilizaron Internet, mientras que en el caso de los pasajeros de líneas de bajo coste, el porcentaje fue del 76%.

El centro histórico de Valencia y la Ciudad de las Artes y las Ciencias han sido los lugares más visitados por los turistas, con un porcentaje del 60%, seguidos por el puerto y la fachada marítima, con un 50%.

El 97% de los turistas entrevistados recomendará la visita a la capital valenciana, y “el factor repetición es muy importante” para consolidar un sector turístico potente, ha asegurado Salinas.

Por su parte, Grau ha asegurado que durante el segundo semestre de 2007 se vivió una “resaca Copa del América”, ya que se superaron los datos del ejercicio anterior en un momento en que la celebración de la competición náutica había terminado.

La gastronomía y el clima destacan en el informe como uno de los factores más positivos para los turistas, y se configuran como puntos fuertes del sector turístico valenciano, que en el ejercicio de 2007 supuso un impacto económico de 1.500 millones de euros.

En este sentido, el presidente de la Federación de Hosteleros de Valencia ha propuesto “empezar a pensar en una marca gastronómica propia”, una idea que ha respaldado Grau aunque ha asegurado que “la calidad ya la tenemos”, y aboga por incidir en “el servicio y el conocimiento de idiomas”.

Durante el acto, Grau también se ha referido a la ampliación del aeropuerto de Manises, que es necesario “mejorar más”, aunque reconoce que “se están haciendo esfuerzos por la segunda fase”.

En cuanto al aumento del ruido que traerá la ampliación del aeropuerto por el incremento del tráfico aéreo, ha asegurado que “en horas nocturnas, el tráfico aéreo es sensibilísimamente más bajo”.

 

Fuente:a Agencia EFE

No hay comentarios

Deja un comentario